OPERACIONES ESPECIALES (Y III). FINALMENTE LAS UNIDADES

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEn esta entrada, que pone fin a la trilogía sobre operaciones especiales, hemos de abordar un tema tan apasionante como desconocido. Porque si han sentido curiosidad por el tema, el material humano, y las misiones (con la salvedad de las guerrillas) han permanecido casi inalterables en el tiempo. Sin embargo, las unidades han evolucionado considerablemente.

Tenemos que partir, inevitablemente de aquellas queridas y recordadas Compañías de Operaciones Especiales, las míticas COES, que alumbró el Ejército de Tierra a principios de los 60 del siglo pasado. Unidades muy novedosas que subordinaban a lo operativo cualquier otra consideración y que contribuyeron de forma relevante a elevar el nivel de instrucción del Ejército Español. Prácticamente, en una década llegaron a constituirse 23 COES distribuidas por todo el territorio español, incluyendo los archipiélagos.

Aquellas unidades tenían una enorme vocación de vivir sobre el terreno, conocer a la población y se especializaban en la guerra de guerrillas – de ahí el nombre de “compañías de guerrilleros” que pronto caló en nuestra cultura- de acuerdo con la concepción estratégica de aquella época.

De aquello guerrilleros y de las COES conservamos el espíritu que infundieron: preponderancia y dureza en la instrucción táctica, iniciativa a todos los niveles, valor del equipo, del binomio, así como entrega y generosidad sin límites. A ellos les debemos igualmente la entrañable boina verde y el machete, que forman parte hoy en día de la imaginería e idiosincrasia de todos los que se dedican a las Operaciones Especiales.

Pero también es cierto que el planeamiento, la conducción de las operaciones y ejercicios, alcanzaba hasta su propio capitán que tenía que hacerlo todo. Por encima del capitán, todo “se suponía” cualquier apoyo, procedimiento de emergencia, no existía. De esta carencia y también de la necesidad coordinar y especializar las diferentes COES, nacieron en la década de los 80 los Grupos de Operaciones Especiales (GOES)

img_02Paralelamente, La Armada, constituyó en su Infantería de Marina una Unidad de operaciones Especiales (UOE) en San Fernando (Cádiz) con una concepción e instrucción muy similar a las del ET, pero especializándose lógicamente en las acciones en el mar y en el litoral. También el Ejercito del Aire fue progresivamente especializando a su Escuadrón de Zapadores Paracaidistas en la localización y rescate de pilotos, además de la señalización de aeronaves, para lo que se requerían procedimientos de Operaciones Especiales.

En los GOES, con dos o tres COES bajo el mando de un Oficial superior asistido por una Plana Mayor, se inició la especialización por varios motivos. Por un lado, nuestra integración en la OTAN ponía fin al concepto de Defensa Operativa del Territorio con lo que se abandonaba la guerra de guerrillas como posible escenario en la preparación de las UOES. Ya habrán notado que cuando abordé las misiones, ni siquiera lo mencioné. Por otro lado, el modelo de soldado de remplazo empezaba a evolucionar hacia los “voluntarios especiales” que nutrieron también los GOES. Ambas circunstancias permitieron la especialización de las COES integradas ya en los GOES como Compañías de Patrullas de Reconocimiento y Compañía de Patrullas de Combate, más otra compañía, en la que se agrupaban todos los apoyos.

combate urbanoEl ET llegó a constituir 6 GOES, más la Bandera de Operaciones Especiales de La Legión (BOEL) cuyos miembros tenían todos aptitud paracaidista. Los GOES restaron una cierta iniciativa y personalidad a las COES. Por el contrario, les aportaron una importante capacidad de planeamiento y conducción de operaciones así como el sostenimiento de su material y efectivos. Pero faltaba el eslabón final, que permitiera la integración de las operaciones especiales en el ciclo de planeamiento de las operaciones conjuntas (aquellas en las que intervienen fuerzas de dos o más ejércitos).

La solución la aportaron los estadounidenses que habían experimentado en sus propias carnes la necesidad de integrar las operaciones especiales, tras el fallido fracaso de rehenes en Terán en 1980 (Operación Eagle Claw). Por eso en 1991, con ocasión de la operación Desert Storm, para la liberación de Kuwait, bajo el mando del General Schwarzkopf y al mismo nivel que el resto de Mandos Componentes(Terrestre, Marítimo y Aéreo) se integra el Mando Componente de Operaciones Especiales por primera vez.OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Aún se tardaría en dar el mismo paso en la organización de las FAS españolas. De hecho fue nuevamente el ET el que dio el gran salto. En 1997 al amparo del “Plan Norte” se constituía una Jefatura de Operaciones Especiales que se estableció inicialmente en Jaca y tres años después, se transformó en un Mando de Operaciones Especiales, al frente de un general, con un Estado Mayor, tres GOES y los apoyos logísticos y de comunicaciones, que se estableció en Alicante, donde permanece en la actualidad. Esto supuso la disolución del resto de los GOES.

La Armada, uniendo las capacidades de la UOE de Infantería de Marina y la Unidad Especial de Buceadores de Combate, constituyó en 2009 la fuerza de Guerra Naval Especial que se ubicó en Cartagena bajo el mando de un coronel. El Ejercito del Aire por su parte, potencia y reorganiza su EZAPAC en 2002 en Alcantarilla (Murcia). Todas las UOES españolas están pues concentradas en el SE peninsular.

El MOE, convenientemente reforzado, ha constituido durante dos rotaciones (2007 y 2013) el Mando componente de operaciones especiales de las Fuerzas de Reacción de la OTAN. De esta manera se culmina la organización de las UOES.

silenciadoresLa profesionalización de la tropa ha hecho posible la especialización del personal y las Unidades. En efecto. Los que superan el curso de OES, se integran en un equipo operativo, la unidad elemental en la que cada componente adquiere una especialidad de puesto táctico: navegación, armamento, explosivos, sanitario de patrulla, conductor/mecánico, radio, inteligencia.

A su vez, cada equipo operativo adquiere una especialización de equipo: Inserción por agua, movilidad en vehículo, combate en montaña, paracaidismo, combate urbano o tiradores de precisión.

Es notable la simplicidad de la organización de las UOEs. Por poner un ejemplo, en el ET se contabilizan 8 ó 9 escalones desde una simple escuadra hasta el Mando Componente (Cuerpo de Ejército o División) en Operaciones Especiales basta con los tres escalones que hemos mencionado (Equipo operativo – GOE – MOE) para planear, organizar y conducir cualquier misión OES, por compleja que esta sea.

Finalmente hace unas semanas, se constituyó en el Estado Mayor de la Defensa, encuadrado en el Mando de Operaciones, el Mando Conjunto de Operaciones Especiales que aportará al JEMAD y a CEMOPS el asesoramiento, planeamiento y puede que la conducción de operaciones especiales.Antigua_2

Sirvan estos tres trabajos, tres entradas sucesivas para expresar mi admiración y cariño, por todos los hombres y mujeres de operaciones especiales, al frente de los que serví con orgullo al Ejército, en mi último destino en activo, como un guerrillero más.

Adolfo Coloma Contreras

General de Brigada (R) del ET

14 Marzo 2015