Hay que cumplir las normas…todas. Andrés Manrique Gutiérrez.- Teniente (R)

Todo lo que hacemos cara a los demás tiene unas consecuencias y, en su caso, una  sanción. Que debemos de acatar las normas de la sociedad en la que vivimos parece un postulado que no debería de ser puesto en cuestión. foto-1

Juan Soldado no sería capaz de enumerar los distintos tipos de normas que le afectan pero sí sabe que estas normas podrían ser agrupadas en tres grandes bloques: las normas jurídicas, las normas morales y las normas de trato o uso social.

Respecto de las normas jurídicas, quienes las contravengan serán sancionados como acreedores de faltas o como delitos, sin más. Las normas morales son pautas de conducta interior de cada uno y suponen una guía interna que marcará nuestra actuación con los demás ciudadanos. Las normas de comportamiento social no están escritas pero cada cultura y cada sociedad tienen las suyas de tal forma que sus miembros tienen que cumplirlas igualmente, aun cuando no haya sanción.

Juan Soldado sabe  que para acudir a determinados actos hay consensos sobre la forma de vestir, formas de comportamiento, uso de determinado lenguaje, higiene personal, aspecto general. Él cede el asiento a los mayores, felicita a los demás por determinados motivos. No hay normas, solo consenso social. ¿Le obliga la norma escrita? , no, ¿será sancionado por la autoridad al incumplirlas?, no. La sanción le vendrá en la opinión de los demás.

Bueno, pues hay personas que esto lo incumplen sistemáticamente y ello es más grave cuando viene de la mano de representantes públicos. Han de tener en cuenta que el cumplimiento con esas normas de trato social también es obligatorio, que no se olviden de ello, pues de no ser así nos faltan al respeto a todos los demás.

Uno de los postulados básicos en los sistemas democráticos es “la libertad para todo”. Dicho así nadie estará en desacuerdo. Pero Juan Soldado sabe que hay que completar la frase con la fórmula “libertad para todo, cumpliendo las normas”.

Juan Soldado, como todos, tiene claro el concepto de “lo justo o lo injusto” también sobre lo “decente o indecente”. El hábito no hace al monje, y lo sabe; la corbata no hace decente a quien la porta pues ladrones y pederastas visten con ella, pero no por eso hay que descartarla. ¿Dónde está la decencia en el vestir? ¿Qué es esto que llamamos aspecto general? Juan Soldado tiene muy clara la respuesta.

Por muchos intentos de imponer nuevos cánones de urbanidad y de comportamiento, el respeto, a veces subjetivo, debe de imperar.

Echando un vistazo al panorama actual comprenderemos por qué Juan Soldado se plantea todo esto. Él comenta las formas no el fondo, pero todo llegará.foto2

 

Andrés Manrique.

Teniente (R)

Anuncios

6 pensamientos en “Hay que cumplir las normas…todas. Andrés Manrique Gutiérrez.- Teniente (R)

  1. Pues un GRAN ARTICULO. Sencillo y espartano,pero dejando el tema muy claro.
    Intentaré aprender algo de lo que el Teniente Manrique dice. “Todas nuestras acciones transgrediendo las normas jurídicas, las normas morales y las normas de trato o uso social. tieneno pueden tener consecuencias”.
    Oído, y poco más que decir. Hay que saber administrar los silencios y poco yerra quién poco habla.
    Artículo para aplicarlo todos los días en nuestra vida. Me pongoa ello..
    Gracias por compartirlo

    Le gusta a 1 persona

  2. Estoy convencido de que la moral de Juan Soldado es cristiana. Alguien dirá que no tiene por qué. Sí, si tiene por qué. La brújula interior de la conciencia, la que guía nuestra conducta, aun cuando no esté educada en la Palabra de Dios (Cristo es el Verbo), aunque sea una moral intuitiva y ´natural´, esta por fuerza nos conduce a Cristo. No en vano fue Jesús el que dijo que el cumplimiento de la Ley y los Profetas se resume en hacer a los demás todo cuanto quisiéramos que ellos nos hicieran a nosotros, y viceversa. Felicidades por el artículo.

    Le gusta a 1 persona

  3. Pues si, don Andrés.
    Juan Soldado, como veterano que es y teniendo claro lo que la milicia le ha enseñado sabe que somos un conjunto de personas que vivimos en una sociedad, la cual debe ser considerada como tal y debe existir trato cortés unos con otros, para esto deben existir normas las cuales sean una pauta de conducta: compañerismo, disciplina, respeto,…
    Estas ordenan a la sociedad para que pueda alcanzar el bien común, con igualdad y respeto para todos. Las reglas precisamente traen a la comunidad una característica que es la libertad del individuo. Pero la idea de ser libre no es privarse de las normas ni de las conductas a seguir, al contrario es establecer pautas justas y claras que permitan que todos los seres humanos se desarrollen con simetría en el mundo.
    Si las leyes y normas no existieran sería una sociedad sin pautas de comportamiento, y el mundo sería un verdadero caos, y es ahí donde se impondría una anarquía y cada uno se volvería loco haciendo lo que se le diera la gana sin importarle nada, esto impediría el crecimiento y desarrollo armónico de la sociedad y la vida feliz y productiva de los ciudadanos.
    Por todo ello, Juan Soldado, desea que la sociedad a la que pertenece se comporte con respecto a unas normas de conducta adecuadas a un comportamiento ético, moral y cívico como corresponde a una sociedad democrática y moderna, sin extravagancias ni cutreces propios de los populachos golfos y degenerados indignos del orden.
    Felicitando a Andrés Manrique por su excelente artículo.
    Reciba un cordial saludo.
    Pedro Motas

    Le gusta a 1 persona

  4. Sr. Corbalan, el título de este artículo por supuesto que es una obviedad. Así mismo estoy de acuerdo con Mike en que no solamente hay que cumplir todas -las normas- sino que ” todos” los ciudadanos debemos de cumplirlas, esto también es obvio, pero Juan Soldado tiene la impresión que no está de más el tener que recordarlo… la memoria a veces es frágil.

    Don Pedro , de acuerdo con su comentario, gracias por engrandecer el artículo.

    Un saludo y sigan por aquí.

    Me gusta

  5. nada mas que añadir, solo felicitar a su autor, este articulo seria obligatorio en las instituciones de la enseñanza, a veces se olvida¡¡……….aunque quien las olvida, tambien es verdad, que parecen ser siempre los mismos¡¡¡¡¡

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s