“WHEN WE WERE SOLDIERS” (CUANDO FUIMOS SOLDADOS) (General de División Juan Chicharro)

WE WERE SOLDIERS 2

Soldados

Este es el título de una magnífica película norteamericana donde se narran las vicisitudes de un Batallón de Infantería en la guerra de Vietnam y cuya visión aconsejo a todo aquél interesado en temas militares.

Reconozco haberla visto ya unas cuantas veces y ello seguramente porque es una muestra continua de los valores en los que hemos crecido los que en este BLOG escribimos. El culto al honor, a la lealtad a la Patria y a los subordinados: oficiales, suboficiales y tropa que componen nuestros ejércitos, al valor, al espíritu de sacrificio y a la abnegación, entre otras muchas virtudes, constituyen la esencia de cuanto se ve en las para mí dos horas cortas que dura la película.

WE WERE SOLDIERS

We were soldiers

Mel Gibson interpreta al jefe de Batallón con gran maestría. Yo he sido jefe de Batallón, también jefe de Compañía, y debo manifestar cuan identificado me siento con el personaje en cuestión así como reconozco en los oficiales, suboficiales y soldados que figuran en la película a los que otrora tuve a mis órdenes. Gracias a Dios nunca me he tenido que ver en acciones tan desgarradoras y sangrientas como las que se exponen en los combates de aquella guerra de Vietnam pero estoy seguro que hubiéramos sido los mismos soldados; de eso no tengo ninguna duda.

Somos veteranos de nuestros ejércitos los que aquí escribimos, mejor o peor, pero lo que intentamos es transmitir lo que sentíamos “when we were soldiers” (cuando fuimos soldados) y que son sentimientos vigentes en los hombres y mujeres que componen nuestras unidades como bien han demostrado y demuestran todos los días allá donde estén. Y entre todos los sentimientos, el del amor a nuestra Patria por la que juramos si era preciso dar hasta la última gota de nuestra sangre. Una Patria a la que nos enseñaron a amar los que nos antecedieron a quienes les debemos infinita lealtad. Es por eso que hoy se nos desgarra el alma cuando vemos con cuanta impunidad se les ofende y menosprecia. Se borran de nuestras calles sus nombres y recuerdos ante el silencio de muchos que no deberían estar callados… pero que lo están. No es justo. No es esto lo que nos enseñaron. Esto no es lealtad sino todo lo contrario. Acogerse a que los ejércitos deben mantener una neutralidad política, y nada se puede hacer al efecto, es equivocar los términos. No se rompe la neutralidad política a la que se debe el militar cuando a la defensa de la Patria se refiere y no hay neutralidad que valga cuando se ofende o menosprecia a quienes forjaron esa Patria. Todo lo contrario.

Las Fuerzas Armadas Españolas se deben a la Patria y se rigen por lo que marca la Constitución y por eso son una Institución Nacional obligada a preservar los valores por los que tantos lucharon y murieron. Es indigno de todo punto permanecer pasivos y relativistas cuando se ofende al fundador de la Legión, es vergonzoso no decir nada cuando se ofende a los caídos de la División Azul, es penoso mirar para otro lado cuando se quiere menospreciar a los que se hundieron con el “Baleares”, es deslealtad cuando se esconde la cara ante las acciones que se están llevando a cabo contra los que fueron los Generales y Almirantes que nos precedieron en el mando de nuestros  ejércitos. No, no y no. Esto no es neutralidad política.WE WERE SOLDIERS 3

Hubo un tiempo en el que en el ejercicio activo de nuestra vocación de soldados vivíamos conforme a los ideales que defendíamos y el orden imperaba en nuestras conciencias. Hoy sólo pretendemos con humildad mantener enhiesto el mismo espíritu y nos sentimos orgullosos al ver en nuestros jóvenes la misma actitud recia que la nostalgia me lleva a recordar de otros tiempos. Les hemos visto operar y combatir en infinidad de escenarios desde entonces en Bosnia, Líbano, Irak, Afganistán, el Océano Indico, en los cielos del Báltico, en el África subsahariana, etc., con gran valor y eficacia.

WE WERE SOLDIERS 4Sí, la semilla sembrada ha brotado pero vientos borrascosos arrecian por estos lares y amenazan quebrar la integridad moral de nuestros ejércitos si no se mantienen y honran los valores que aprendimos nosotros de nuestros mayores a los que hoy muchos no defienden. Por muy moderno que sea el  material y buena la preparación de nuestros hombres y mujeres la línea moral que cohesiona al ejército corre el riesgo de quebrarse.

MEL GIBSON

Mel Gibson

Una vez fuimos soldados si bien parafraseando al Gral. Mac Arthur seguimos siéndolo ya que “los viejos soldados nunca mueren, simplemente se van desvaneciendo” y por eso seguimos aquí al pie del cañón defendiendo los valores en los que nos educamos “when we were soldiers”.

General de División de Infantería de Marina Juan Chicharro Ortega (R.)

Anuncios

8 pensamientos en ““WHEN WE WERE SOLDIERS” (CUANDO FUIMOS SOLDADOS) (General de División Juan Chicharro)

  1. Buenos días
    Los Ejércitos se deben a España no a este o aquel gobierno y no a esta o aquella constitución.
    Están por encima de las banderia políticas, son los Ejércitos de España.
    Son el pasado, el presente y el futuro de la sociedad española, de España
    Eso es lo que los políticos no desean, no desean tener unos Ejércitos dispuestos a defender la Unidad y continuidad de la Patria, desean unos militares serviles que hagan exactamente lo que ellos quieren que hagan y para la consecución de este objetivo es para lo que están utilizando a los medios de comunicación y la educacion en las Academias militares.
    La despersonalización de los militares es un hecho en la actualidad y solo se libran los que tras recibir el despacho parten a escenarios de guerra donde ven de cerca el compañerismo y la entrega en la defensa de la Patria.
    Los valores por los que los jóvenes se hicieron soldados reverdecen en Afganistan, Bosnia y demas escenarios de combate, de nuevo se sienten militares y de nuevo saben cómo comportarse lejos de directrices y añagazas políticas.
    Afortunadamente los españoles de uniforme, los que verdaderamente sienten el ardor guerrero en sus venas saben que cuando toque y Dios quiera que no toque, sabrán cual es su sitio en el Ejército.
    Hay muchos españoles a los que les apasiona el oficio militar, que tienen vocación de servicio y los principios que desde siempre distinguen al Ejército español .
    Saludos

    Le gusta a 1 persona

  2. Señor Manuel Castillalba, aplaudo su comentario, él es tan imparcial y limpio que aquellos que lo lean y no estén dentro de estos conceptos tan humanos y patrios como sencillos y profundos; esos se van a sentir mal, o quizás ni les importe nada. Ya que los que dados al mal hacer se pasan todo por donde no digo, pero que ya me entienden.

    Los políticos que manipulan a los Ejércitos para el provecho de sus ambiciones, esa Nación se irá debilitando día a día. Y desgraciados de aquellos habitantes que no tengan donde ampararse ante estas clases que no entienden el honor y desprecian los valores poseídos con el sacrificio y esfuerzo de aquellos que lo ganaron dando cada uno lo mejor que tiene.

    Reciba mi más cordial y respetuosos saludos al considerar que estos son los comentarios que se deberían expandir de tal manera que nadie los ignorara, y todo ello por el bien común de las personas del bien hacer; ya que las otras se sabe muy bien donde están.

    Atentamente: Ramón Lencero Nieto

    Le gusta a 1 persona

  3. Mi General habría que distinguir dos consideraciones “creo” la primera sería cuando la Patria “propia” es amenazada o invadida por fuerzas enemigas y la otra como bien dice; El culto al honor, a la lealtad a la Patria y a los subordinados: oficiales, suboficiales y tropa que componen nuestros ejércitos, al valor, al espíritu de sacrificio y a la abnegación, entre otras muchas virtudes, constituyen la esencia de cuanto se ve en las para mí dos horas cortas que dura la película.” Vi la película es cierto esa transmisión de valores militares antes descritos.

    De mis años en el 2º REP algo más de ocho años (discontinuos) los pase en conflictos armados, salvando las distancias de la película del combate o conflicto, he vivido tres operaciones que me marcaron por diversas razones (sin menos preciar otras) muy importantes la primera en el 78 Kolwezi quizás no ha habido más un salto de paracaidistas tan importante desde la II GM, en el que nos enfrentamos 400 repman a más de 4.000 rebeldes, fue duro, muy duro, mal armados pero con un valor impresionante, hoy esta batalla se estudia en las academias militares de Francia y USA.

    Después podría ser la operación Galilea evacuación de Arafat del Líbano en el 82 por la nueva invasión de Israel en el Líbano pero esta vez con la intención de asesinar Arafat (extraerlo de entre Hezbola e israelíes no nos lo pusieron nada fácil, las milicias cristianas tampoco, (Matanzas de Sabra y Chatila) hasta que llegaron los de la 82 División
    Aerotransportada USA los israelíes y demás facciones nos las hicieron pasar canutas, ahí se lucieron los tiradores de élite. Y la otra podría ser otra vez en el 84 sobre el Líbano operación Epilard está ya fue más coordinada, pero no menos dura que junto a Americanos otra vez la 82 división USA e Italianos. 1° REC, 2° REI y 2° REP. Los túneles escavados para nosotros “ insurgentes” ellos patriotas más sofisticados que los de los Vietcong.

    Y cito estas Mi General por ser estás las más similares a Soldiers en donde se puede apreciar el valor, espíritu de sacrificio y a la abnegación, de los subordinados: oficiales, suboficiales y tropa.
    Sin embargo hoy los conflictos existentes que son muchos son de apreciar los mismos valores militares pero salvo en las acciones terroristas de ISIS y DHAES nuestra Patria no está amenazada salvo por los secesionistas catalanes y vascos.
    Y es que en esos conflictos internacionalizados de hoy no se defiende la Patria en sí, sino unos intereses fundamentalmente económicos que cuando un gobierno decide enviar a sus ejércitos ningún mando se podrá negar.

    Me gusta

  4. Evidentemente y aferrándonos al viejo dicho de: Los tiempos pasados fueron mejores. Debemos reconsiderar que la evololución también alcanza a los valores morales, éticos y patrióticos sin perder nunca su esencia. Por ello creo que las actuales FAS deben estudiar dicha evolución y sus consecuencias. Por tanto, partiendo de que ya es del todo un Ejército profesional el que tenemos, nunca debe dejar atrás la criba que en los primeros meses y años de servicio deben superar los faltos de este necesario espíritu, aún teniendo cuenta dicha evolución.

    Me gusta

  5. Mi General,suscribo sus palabras de la a a la z.Nos debemos sólo a la Patria y si es preciso por ella moriremos.Eso son valores permanentes que nos enseñaron los que nos precedieron,y que muchos de ellos Son borrados de la infra-historia.
    Pero puede que vuelvan al sitio que nadie nunca tenía ni tiene derecho a borrar,así que se trata de no abandonarles NUNCA, y menos renunciar a su legado y a su sacrificio.
    Arriba Siempre ESPAÑA.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s