¿QUÉ HACEN NUESTROS SOLDADOS EN TURQUÍA? General de División Rafael Dávila Álvarez (R.)

23141977_xl

Soldados españoles en Turquía ¿Hasta cuándo?

No sé si recuerdan que en julio hubo un golpe de Estado en Turquía. Un país de la OTAN. Democrático, dicen. Desde hace catorce años lo preside Erdogan. La democracia turca quiere ser miembro de la Unión Europea, pero la UE se reduce cada vez más a Francia, Alemania e Italia. Los otros están pero no son… lo mismo. A Turquía no le faltan razones para estar, aunque no lo sea, en Europa y en la Unión Europea, sobre todo cuando recuerda su pertenencia a la OTAN. Erdogan se muestra como líder ejemplar por haber hecho frente con tanta eficacia a un golpe de Estado. A continuación saca pecho por sus medidas contra militares, jueces, periodistas y cualquier cosa que se menee.

220px-Mustafa_Kemal_Atatürk_(1918)

Mustafá Kemal Atatürk

El vulgo no sabe quien era Mustafá Kemal Atatürk. Para el ejército turco es una figura de permanente recuerdo y ejemplo. Erdogan prefiere olvidarlo y que se olviden. Kemal Atatürk fue un oficial del ejército turco. Un glorioso general, vencedor en la batalla de Galípoli y primer Presidente de la República Turca. Creador de la Turquía moderna, democrática y laica. Un referente militar y social. Erdogan está a otra cosa. . . Los Dardanelos, Galípoli, Mustafá Kemal Atatürk, recobran actualidad. Sin Winston Churchill. Siempre puede ser peor.

brexit-2256807w620

Europa embarca en el portaviones Garibaldi

erdogan-turquia-kFlE-U201612473444zYH-575x323@RC

Erdogan después del Golpe de Estado

También Europa, es decir Francia, Alemania, Italia… están a sus cosas. En el portaviones Garibaldi, junto a la histórica isla de Ventotene, se acaban de reunir sus mandatarios. Es decir Francia, Italia y Alemania. El portaviones es un símbolo, dicen. Ventotene también. El Brexit es algo más práctico y entendible. ¿O será también un símbolo? En el portaviones hablarán de todo un poco: Ucrania, Brexit, terrorismo yihadista, economía…Yo creo que hablarán de algo más. Detrás de la pantalla del Garibaldi se esconde una fecha: martes 8 de noviembre 2016. Pueden cambiar muchas cosas. También hablarán de Turquía. Y es que las elecciones norteamericanas también se juegan en Europa y en Turquía. A Hollande le preocupa la seguridad, a Renzi la economía y a Merkel la cooperación en materia de emigración (Turquía). Ese es el escaparate. La Unión Europea ahora se compone de 28-1, pero en el Garibaldi solo hablan 3, o si lo prefieren 3+1(el 1 lo conoceremos el próximo 8 de noviembre). La preocupación es la Seguridad y Defensa. Turquía es OTAN, pero no UE.  Turquía es un interrogante: ¿Un nuevo régimen en marcha? Los sucedáneos dan mal resultado. Democracia, dictadura, islamismo… Todavía resuenan las palabras del ministro de Asuntos Exteriores francés. Hace un mes. Ponía en tela de juicio la credibilidad de Turquía como aliado estable en la lucha antiterrorista en Siria. Los kurdos son un aliado clave de los Estados Unidos en la lucha contra el DAESH. El Ejército alemán entrena a los peshmergas kurdos. Hoy más que nunca se hace realidad aquello de que no hay amigos ni enemigos permanentes; solo intereses permanentes. Bien lo sabe Erdogan y lo pone en práctica a cada paso que da, a un lado y a otro.

150623_grafico_otan_gastos_defensa_2015_(gines-soriano)

Gasto Militar 2015 OTAN. España en cola.

España, con un 0´9% del PIB es el farolillo rojo en gasto militar de las naciones integrantes de la OTAN. Turquía con un 1´7% está próximo al objetivo marcado por la Alianza (2%).

Alemania habla de reforzar su ejército, incluso de volver al Servicio Militar obligatorio. Cuando las barbas de tu vecino veas cortar echa las tuyas a remojar. Ya hubo aviso. Estados Unidos exige. Rusia sonríe.

Alemania aumentará un 15% su presupuesto de defensa el año que viene. Una inversión de 130.000 millones está ya en marcha. Por algo será. Alemania se da cuenta del peligro que viene.

De todo esto eso se habrá hablado en el portaviones Garibaldi porque además de ser un símbolo humanitario al encabezar las operaciones de salvamento de refugiados, simboliza la necesidad de estar preparados militarmente para la defensa de Europa. Un claro aviso desde la atalaya de un portaviones que deberíamos interpretar como lo que es.

España cada vez invierte y gasta menos en Defensa. Estamos prácticamente paralizados y al borde de la ineficacia. España no estaba en el Garibaldi, pero lo peor es que a este ritmo tampoco se la espera. Eso sí, estamos en Turquía cuando los demás se van. Desde noviembre de 2014 una batería Patriot española despliega en Turquía para su protección ante posibles ataques desde Siria. Ciento cincuenta soldados españoles allí siguen. Estados Unidos y Alemania decidieron retirar las cuatro baterías que tenían desplegadas. ¿Por qué?

1357324110_842487_1357324313_noticia_normal

Despliegue español en Turquía ¿Qué hacemos allí?

Estados Unidos, Alemania, la OTAN, deberían explicar con claridad porqué sus soldados abandonaron Turquía. A continuación, el gobierno español debería explicarnos qué hacemos nosotros allí y cuál es la urgente necesidad aliada cuando unos se van y otros se quedan. Siempre vamos en dirección contraria. Como en Irak

No sabemos qué hacemos en Turquía (nada) ni nadie lo explica. El 0´9% del PIB da para eso y para mucho más, según opinión de nuestros estrategas de Defensa. Uniformados o no.

General de División Rafael Dávila Álvarez (R.)

ESPÍRITU OLÍMPICO ORGULLO NACIONAL General de Brigada Adolfo Coloma Contreras (R.)

FOTO 1 EL PEBETERO

El pebetero

Cuando escribo estas letras, acaba de ser apagada la llama que, durante los diecisiete días que han durado los Juegos Olímpicos de Río, ha presidido de forma simbólica el desarrollo de esta cita universal con el deporte.  A la extinción de la llama, han seguido las candilejas que han brillado en el impresionante Estadio de Maracaná en la ciudad carioca y con ella muchas esperanzas, alegrías y decepciones, pero sobre todo esfuerzos. Y es de eso de lo que hoy quiero hablar, del esfuerzo. Del esfuerzo individual y colectivo que representa el deporte en general y los Juegos Olímpicos en particular.

FOTO 2. Carolina martin

Carolina Martín

Gracias a los Juegos Olímpicos, hemos recordado que hay otros deportes además del fútbol y el baloncesto, como el rugby a siete, esgrima, hockey,  halterofilia o el bádminton, que si no llega a ser por Carolina Martín, nuestra campeona mundial (y olímpica) quizás no lo recordaríamos ni como deporte. Deportes minoritarios algunos de ellos y seguramente con pocas licencias federativas, pero que son como los deportes de masa, auténticas escuelas de esfuerzo y de superación.

FOTO 3 craviotto

Craviotto

Porque el deporte es ante todo esfuerzo. “citius, altius, fortius (Más rápido, más alto, más fuerte) ha sido el lema de los juegos desde que el Barón de Cubertain, fundador de los juegos Olímpicos de la era moderna pronunciara estas palabras en la ceremonia inagural de los Juegos de Atenas en 1896.  Nada mejor que el atletismo para encarnar tal lema, pero que, en definitiva, podría aplicarse a cualquier otro deporte. 

FOTO 4 Samuel-Carmona

Samuel Carmona

Y el esfuerzo necesita la competición. En primer lugar compitiendo contra uno mismo, por ser más veloz, por elevarse a mayor altura o por ser más fuerte mental y físicamente. Requiere constancia, superación y técnica; disciplina en definitiva. Pero requiere también de los demás. Por un lado los entrenadores y cuerpo técnico que orientan al deportista, lo preparan y lo ponen en las mejores condiciones competir. Por otro lado están los propios competidores, adversarios a batir. Estimulan al propio deportista para tratar de ser mejor que el resto de los competidores en cada disciplina. Pero también el deporte es escuela de respeto hacia los demás competidores, especialmente los deportes de contacto y en particular los de de lucha. Adviertan si no el respeto con el que se saludan y despiden los esgrimistas, los boxeadores o lo judocas, por poner algún ejemplo.

Porque otro de los valores que aporta el deporte, es el de ofrecer a todos oportunidades por igual. El valor del esfuerzo y el sueño por conseguir la gloria a todos nos unifica. No importa que seas alto o bajo, rico o pobre, guapo o feo. Con esfuerzo, tesón y con una dirección adecuada puedes lograr tu sueño. Me dirán que, bueno, que hasta cierto punto, que las oportunidades no son igual para todos. Y debo admitir que, fuera de la mera competición así es. Hay un mundo de promotores, sponsors, en definitiva ayudas, que de alguna manera marcan la diferencia. Tal vez sea esta una de las cruces del deporte olímpico. En su momento los Juegos Olímpicos fueron la palestra del deporte amateur, es decir, no profesional. El permitir la participación de profesionales, fue tal vez fue la decisión más difícil que hubo de tomar el Presidente del Comité Olímpico Internacional, Juan Antonio Samaranch en los años 80, tal vez con el propósito de sacar al movimiento olímpico de la difícil situación económica en la que se encontraba. Ganaron los juegos en nivel y en espectáculo, pero hemos de reconocer que a cambio de una merma del propio espíritu olímpico.

Hay otras muchas manifestaciones deportivas: ligas, critériums, campeonatos, combates profesionales, en los que los logros deportivos, parecen íntimamente ligados a la “bolsa” que reciben los contendientes y el mundo que rodea a la práctica deportiva: apuestas, tongos, “maletines”, que poco tienen que ver con ese espíritu de sana competición  que ha llegado a  impregnar a los propios juegos olímpicos. El tema de la especulación medicinal, popularmente conocida como “dopaje”  no es ajeno a ello. Pero tengo para mí que  no está tan extendida como parece y que la gran mayoría de los deportistas se mantienen en la pureza de conseguir sus logros a base de esfuerzo.

FOTO 5 EL EQUIPO ESPAÑOL

El Equipo español

¡Por la gloria del deporte, por ellos mismos y por su equipo! Si el deporte individual muestra la grandeza del esfuerzo y la competición en solitario, el deporte de equipo suma a los muchos valores del anterior los de especialización, complementariedad, renuncia, generosidad y un buen número matices que lo hacen de estos deportes aún más valiosos. Pero unos y otros, deportes individuales o colectivos al final son parte de un único equipo: El país al que representan los deportistas y la nación que está detrás. Y en esto los Juegos Olímpicos son el mejor escaparate de cada comunidad en el ámbito internacional.  Hemos visto desfilar contentos y orgullosos a las diferentes delegaciones nacionales agrupadas tras su bandera nacional manifestando su compromiso de luchar deportivamente por ella ¡qué imagen de unidad y compromiso! 

FOTO 6 PAU GASOL

Pau Gasol

FOTO 7 Rafa Nadal 3

Rafa Nadal

Es también momento para hacer un balance de la participación española.  Cierto es que la delegación nacional no se presentaba a la cita en las mejores condiciones. La retirada del palista David Cal, y la inoportuna caída de triatleta Javier Gómez Noya por ejemplo, privaron  a nuestra participación de opciones seguras de medalla.  La Selección nacional de Baloncesto, falta de una preparación adecuada sufrieron de los lindo los primeros embates. Ya lo sabemos, lo que no se ensaya no suele salir bien. No obstante, hay que poner en valor  la furia, el coraje de nuestros baloncestistas, que, capitaneados por Pau Gasol y reinventándose a sí mismos, nos llevaron al Olimpo de las semifinales y finalmente sufriendo hasta lo indecible, alzarse con la medalla de bronce ¿Y qué decir de Rafa Nadal y su lesión de muñeca?

FOTO 8 Ruth-Beitia 2

Ruth Beitia

Diecisiete metales, de los que nada menos que siete han sido dorados,  no es un magro botín para la delegación española. Según manifestó en cierto tono de crítica Alejandro Blanco, Presidente del Comité Olímpico Español, – “con el presupuesto de que disponemos…”- Ya se sabe, poderoso caballero es Don dinero. Podemos pues sentirnos más que orgullosos de la actuación de los olímpicos españoles, que nos han dejado en el 14º puesto entre las 208 delegaciones participantes. 209, si incluimos la de los “refugiados”  Aquellos que han dejado una patria y todavía no han sido aceptados por la de adopción. Una prueba más de que el deporte trata de superar las confrontaciones políticas, aunque no sea ajeno del todo a ellas.

FOTO 9 mireia

Mireia

FOTO 10 Orlando Ortega

Orlando Ortega

Hagan otros las valoraciones por deportes, por costes, por resultados. Yo – y me atrevo a creer que la mayoría de la mayoría de los españoles-  estoy muy satisfecho y más que agradecido al espectáculo que en estos Juegos Olímpicos de Rio, nos ha brindado. El esfuerzo de tantos deportistas españoles, de su compromiso con su equipo, con su federación, en definitiva con su nación, con España, por encima de intentos manipuladores. –“Ante todo soy española”- sentenciaba Mireia Belmonte. –“Yo soy español”- coreaba la mayoría. Me quedo por tanto con la diversidad de la procedencia regional. Me quedo con la imparable pujanza de nuestras féminas en el deporte olímpico, y del origen foráneo de alguno de nuestros deportistas, que en conjunto, no son más que un reflejo de la sociedad plural en que vivimos.

Pero me quedo por encima de todo con el valor del esfuerzo tanto en el deporte como  en la vida, por encima de la recompensa del pódium. No he querido ilustrar estas reflexiones con fotografías de triunfos, sino del esfuerzo, del tremendo esfuerzo de nuestros deportistas.  Y me quedo con el orgullo que han manifestado de representar los colores de España, sin renunciar a sus raíces, pero pasando por encima de estúpidos localismos para hacernos gritar a la mayoría de los que los hemos seguido y apoyado en Río, en España o en cualquier lugar del mundo:

¡¡¡YO SOY ESPAÑOL, ESPAÑOL, ESPAÑOL!!!

¡¡¡YO SOY ESPAÑOL ESPAÑOL, ESPAÑOL!!!

foto 11 delegacion española con SM el Rey

La Delegación española con SM. el Rey

Adolfo Coloma

General de Brigada (R.) del Ejército

AUTONOMIAS Y ALGO DE HISTORIA General de División Juan Chicharro Ortega (R.)

unnamed

España y su historia

Asisto con curiosidad a una conversación habida en un bar entre algunos obreros de la construcción a propósito de lo que en esos momentos transmite la TV sobre la abultada deuda pública que cierne sobre nuestras cabezas. Se les nota preocupación y no me resisto a intervenir explicando que en mi opinión hay una solución a todo esto y no es otra que la modificación, si acaso supresión, del Estado Autonómico. Para mi sorpresa noto que asisten con interés cuando les digo que  el coste real de una Administración tan descentralizada y con enormes duplicidades, redundancias y excesos cuesta anualmente entre el 0,7 y el 2,3% del PIB nacional, que el mapa autonómico español, dividido en 17 comunidades y en dos ciudades autónomas, ha degenerado en una administración tremendamente costosa para el ciudadano incurriendo  en numerosas duplicidades que no solo incrementan su coste, sino que tampoco demuestran realmente su eficiencia para nada.

califato 2Y es que, los desmanes, despilfarros y gastos superfluos son a veces muy llamativos, fruto de una tendencia cada vez mayor a crear organismos que ya pre-existían a nivel estatal : Defensores del pueblo, Cámaras o sindicaturas de Cuentas, defensores del menor, consejos consultivos, institutos de estadística, consejos de consumo, agencias de protección de datos como las que ya existen en Cataluña, Madrid o País Vasco, embajadas autonómicas en el exterior, institutos de Meteorología, un sinfín de observatorios de muy variado pelaje…

Un coste que está creando un sistema “parasitario” que está generando “gravísimos” daños económicos a nuestra nación. Y es que para pagar todas estas alegrías es necesario el endeudamiento creciente y un sistema fiscal sangrante. Lo  malo de todo esto es que lamentablemente en nuestro sistema político imperante aquellos que tendrían que dar solución a este desaguisado no lo van a hacer por la sencilla razón de  que sería para esta clase política hacerse simplemente el “harakiri”.

Mis contertulios de la construcción asienten a mi razonamiento y se muestran perplejos de cuanto les expongo lamentándose de que no encuentren movimiento político que proponga algo al respecto. Les respondo que los hay, si bien minoritarios y sin voz ya que ésta está apagada por un  sistema partitocrático que sólo responde a sus intereses y no al del interés general de los españoles.califato 3

 

En fin, ya de vuelta a casa, no puedo por menos que adentrarme en la historia y recordar los detallados trabajos que sobre la España Califal realizaron los historiadores Juan Ortega Rubio y  Ramón Menéndez Pidal a propósito de los reinos de Taifas. Lectura que me lleva irremediablemente a ver, pese al tiempo transcurrido, grandes similitudes con la España actual.

 

Recordemos:

 

Hace 1000 años, allá por el siglo X, tres cuartas partes de la península ibérica constituían el Califato de Córdoba, sin duda la época de máximo esplendor político, comercial y cultural de Al- Ándalus.

El apogeo del Califato se debió a una considerable capacidad económica que se basó en un floreciente comercio expansivo y en  una industria artesana muy importante, así como la creación y establecimiento de unas técnicas agrícolas mucho más desarrolladas que en cualquier otra parte de Europa . Esta economía se basó también en una moneda cuya acuñación tuvo un papel muy importante en el aspecto financiero. Sin duda el Califato constituía la primera economía comercial y financiera de la Europa de la época.

califato 4Su capital, Córdoba, que rondaba casi el millón de habitantes fue en esa época una de las ciudades más importantes del mundo y referencia comercial, artística y financiera. Otras ciudades importantes también lo eran Toledo, Zaragoza, Valencia o Almería. La capital, Córdoba, contaba con unas 1600 mezquitas, alcantarillado, trescientas mil viviendas, innumerables baños públicos y ochenta mil comercios. Tenía universidad, una prestigiosa escuela de medicina y contaba con más de 60 bibliotecas.

En boca del eminente geógrafo Ibn Hawkal  recogemos que “la abundancia y el desahogo de la vida, el disfrute de los bienes y medios para adquirir los bienes eran comunes a grandes y pequeños, pues estos beneficios llegaban a todos los estratos sociales, incluso a obreros y artesanos, gracias a a las imposiciones ligeras y a la excelencia del país”.

El apogeo del Califato cordobés fue posible, fundamentalmente, por su capacidad de centralización fiscal que gestionaba las contribuciones y rentas del país: impuestos territoriales, peajes, diezmos, tasas aduaneras….etc, posibilitando una acción de gobierno eficaz y eficiente.

Sin embargo, la naturaleza humana es la que es y luchas políticas internas por el poder, debidas a intereses particularistas, propiciadas por jefes ambiciosos  sin consideración alguna por los intereses generales del pueblo propiciaron una desintegración paulatina del Califato y que dio origen a lo que conocemos históricamente como los reinos de taifas .

Las razones u origen de la fragmentación del Califato son achacables a  factores tales como  la debilidad de la institución califal, las intrigas de los grupos políticos y étnicos ligados a la administración, el afán de liberarse de los tributos debidos a Córdoba, la no existencia de una unidad  lo bastante fuerte para contener la disgregación político-social, la ausencia de interés en mantener la eficiencia de un gobierno central y finalmente al esfuerzo de la aristocracia árabe por recuperar su influencia pérdida en la época de Almanzor.califato 5

En el año 1009 un golpe de estado derrocó y asesinó  a Abderramán Sanchuelo,  hijo de Almanzor, propiciando una guerra civil que culminó  en 1031 con la conversión del Califato en una república y la desintegración de éste.  En medio del desorden total se independizaron las provincias que conformaban el Califato y se constituyeron las taifas de Almería , Murcia , Alpuente, Arcos , Badajoz, Carmona, Denia , Granada , Huelva,  Morón,  Silva , Tortosa , Zaragoza,  Valencia y Toledo. Cada una de ellas con sus gobiernos locales respectivos.

La caída del Califato supuso la pérdida de hegemonía de Al-Andalus en el mundo de entonces y la ruina absoluta de la Nación.

El descalabro del Califato se manifestó en la sociedad andalusí en un clima de división social y político en el que cada una de las taifas velaba por sus intereses económicos particulares rivalizando entre ellas y que  ocasionó en el campesinado y artesanado un empobrecimiento paulatino, toda vez que las ansias de los particulares reyezuelos impusieron unos impuestos extraordinarios y crecientes que acabaron esquilmando al pueblo.

Esta situación llevó a la ruina al otrora todopoderoso Califato.

Hasta aquí historia pura, y detallada, si bien sintetizada como es obvio.

Y supongo que si Vd. ha leído estas líneas no habrá podido extraerse, como me ha pasado a mí, a comparar aquella situación con la actual por la que atraviesa nuestra Patria. Tal parece que la historia se repite inexorablemente.  O, ¿no?

 

Juan Chicharro y Ortega

VISUS MILITIS UNA RETIRADA A TIEMPO ¿ES UNA VICTORIA? (General Emilio Pérez Alamán)

21 de agosto 2016 UNA RETIRADA A TIEMPO ¿ES UNA VICTORIA?

samotracia10

La Victoria

Puede resultar pretencioso y hasta osado cuestionar la frase que dejó para la Historia un genio como Napoleón, aunque, precisamente por ello, tenga más de genial que de realidad.

Una victoria en cualquier situación, no solo en la guerra, es la consecución del objetivo  que se ha propuesto alcanzar. Si ante la imposibilidad de conseguirlo, el responsable de la empresa  decide retirarse a tiempo y ordenadamente del empeño, el resultado habrá sido un fracaso o derrota, aunque se haya podido evitar un desastre como sucedió en ANNUAL, cuyo 95 Aniversario estamos recordando en el blog estos días.

Pero cuando se decide lanzar un mensaje con sentimiento patriótico, desde luego, para reconocer el esfuerzo extraordinario de un deportista español para lograr el éxito de España en un escenario como las Olimpiadas, es muy difícil entender que se retire, pidiendo disculpas además, por la reacción visceral de los que tienen por objetivo todo lo contrario que Rafa Nadal, como es el deshonrar a España en cualquier escenario.

 Por ello esa retirada ante unos pocos vociferantes, que gritan para disimular su minoría, no solo ha quedado en fracaso por no mantener el empeño para conseguir el objetivo propuesto, sino que ha defraudado a millones de españoles que vibran viendo como se emocionan sus deportistas cuando asciende su Bandera al son del Himno Nacional con el respeto de todos, sin que nadie la ofenda como quisieran estos herederos mentales de los que gritaban viva Rusia, muera España. A esos les decimos desde aquí que no es el Ejército, es España quien les recriminan su actitud antiespañola.  Porque en esta tierra, mientras nos libremos de la imposición sectaria, cada cual puede pensar lo que quiera respetando  cualquier expresión que no ofenda.

rafa-nadal-abanderado-rio-2016-jjoo-avance-deportivo

Rafa Nadal. Nuestro abanderado

 En esta ocasión, como en tantas otras, quien más tiene que callar por sus actitudes beligerantes, más gritan sin más razón que armarla, como manda su táctica. Espero que a quien le corresponde recupere el terreno ya que el tiempo perdido es irrecuperable desgraciadamente. 

 Emilio Pérez Alamán Teniente General (R.)

LA LEGIONARIA PEDRO PÉREZ General de División Rafael Dávila Álvarez (R.)

Rosario Vázquez (2)

Rosario Vázquez

En alguna ocasión me he referido al libro de José María Pemán Mis encuentros con Franco. Entre las muchas lecturas del verano una sola tarde me ha llevado releer estos sabrosos encuentros con Franco que recomiendo leer a los que se empeñan en deshacer la historia a su capricho. En el libro las anécdotas se suceden y mezclan dando lugar a uno de los mejores retratos, quizá sin pretenderlo el autor, que he leído sobre Franco. Sorolla en blanco y negro.

No podía faltar una alusión a la Legión. Cuenta Pemán que merendando con Franco después de una cacería en el Puerto de Santa María alguien citó la consabida frase con que los ingleses definen al Parlamento británico: ‹‹el Parlamento puede hacerlo todo menos que un hombre se convierta en mujer››. Franco, que habitualmente hablaba muy poco y se limitaba a escuchar, provocó la sorpresa de todos al contestar:

-Pues yo he podido.

A continuación y sin que nadie se atreviese a decir palabra contó la curiosa historia de cómo sentó plaza en la Legión Petrita Pérez.

Juana Miró

Juana Miró

Estando al mando de su Bandera acompañaba siempre a los legionarios una mujer que era a la vez cantinera, cocinera, costurera y confidente, además de mona, listísima y por supuesto muy valiente. Respetada y querida por todos los legionarios estaba siempre en primera línea de combate ejerciendo incluso de enfermera.

Bueno es recordar que en aquella época de guerra en el Rif fueron varias las mujeres que acompañando a la Legión fueron condecoradas con el Mérito en Campaña por su valor y arrojo. Roseta Miró o a la valiente enfermera Rosario Vázquez, única mujer en 1926 autorizada a llevar la camisa legionaria, son un ejemplo al valor y cumplimiento del Credo legionario. En el Libro de Efemérides de la Legión se narran los hechos por los que se le concedió la Cruz al Mérito Militar y la propuesta para la Medalla Militar individual. Quizá la última de aquellas mujeres legionarias, cuando no se las permitía serlo, fue Vicenta Valdivia Salmerón, la Peque. ¡Qué ejemplo de virtudes legionarias!

Siguiendo con el relato, Franco contaba que por aquellas fechas en las que les acompañaba la cantinera salió una orden desde Madrid prohibiendo llevar ninguna mujer en las marchas y menos en combate. Para Franco era un problema difícil de solucionar pues según sus palabras, los legionarios son fáciles para esperar y casi buscar la muerte, pero difíciles y exigentes para vivir la vida. Franco no se lo pensó dos veces y envió un parte al Mando en el que textualmente decía: ‹‹Sienta plaza en esta Bandera el legionario Pedro Pérez››. Problema resuelto.

Pasó un año y la cantinera Petrita Pérez que se había ido de vacaciones regresó con novio para casarse. Menudo problema. Había que comunicar la baja y el porqué de la misma.

k3rxfm

Vicenta Valdivia Salmerón, la Peque

No quedaba más solución que buscar alguna razón convincente para dar de baja al legionario. La imaginación es un arte que se ejerce a diario en la Legión.

De nuevo parte al Mando:

‹‹Se da de baja el legionario Pedro Pérez, muerto en acción de guerra››.

Así se alistó y así se dio de baja a la legionaria Pedro Pérez. No es de extrañar que figure en la Lista de Revista de la época. Al margen de lo contado por Franco poco más se sabe de ella. El caso es que allá por los años veinte una mujer estuvo alistada en la Legión con el nombre de Pedro Pérez. Como buena legionaria nadie sabe realmente su nombre ni vida anterior. Eso nada importa porque juntos formamos Bandera que da a la Legión el más alto honor.

General de División Rafael Dávila Álvarez (R.)

Primera acción real de la Brigada Paracaidista: «Operación pañuelo» (Pedro Motas)

Queridos amigos: permitidme que os haga partícipe de algo que llevo en mi interior y que hace sentirme orgulloso. Se trata del emotivo relato que un íntimo amigo mío, Alfredo Prieto Villota (Que en Paz Descanse y que nuestro Cristo de Ánimas de Ciegos – Dios lo tenga en su Gloria), realizó en su diario personal y que cariñosamente me dedicó. Era amigo de sus amigos, un veterano íntegro, amable, extrovertido, buena persona e igual profesional, que amaba el ejército y el paracaidismo… Lo conocí años después de licenciarme, nos hicimos grandes amigos, siempre con el carácter que nos unía: haber servido en la misma Unidad, aunque en diferentes fechas.

En fin, os dejo con su relato.

Como siempre, un abrazo.

Pedro Motas

 

Primera acción real de la Brigada Paracaidista:

«Operación pañuelo»

(Pedro Motas)

Diapositiva1

Aquellos tres años…

El 29 de noviembre de 1957, 75 hombres de la séptima compañía de la segunda bandera fueron lanzados en su primer salto de guerra sobre el fuerte de Tiluin, en Ifni, para ayudar en la defensa de los asediados. Tras caer entre el fuego enemigo, resistieron a la espera de que llegasen refuerzos que los sacaran de un infierno casi olvidado.

Los paracaidistas embarcan hacia «un destino incierto». Estaban a punto de entrar en la historia y de cumplir con éxito su misión.

El teniente Antonio Ortiz de Zárate, después de arengar a sus hombres, se gira, firme y seguro, y mirando a los que les despedían, sentencia: «Entraremos en Tzelata o en el cielo».

Su sección se dirigía a liberar ese zoco. La situación en la zona se había vuelto insostenible. Los constantes ataques de los rebeldes marroquíes sobre las posiciones, hasta entonces españolas, habían derivado ya en una guerra abierta en la que peligraba gravemente la continuidad de la zona como provincia española.

ortizdezarate

Teniente Ortiz de Zárate

Era el 23 de noviembre de 1957 cuando la sección del teniente Ortiz de Zárate parte con tres camiones, una ambulancia, una sección de ametralladoras y personal de transmisiones y zapadores. Poco antes de llegar a su destino, y tras un viaje lleno de trabas, la sección es recibida por el Ejército de Liberación Marroquí con fuego cruzado intenso, que obliga a Ortiz de Zárate y a sus hombres a parapetarse en un alto.

Ante la imposibilidad de alcanzar el objetivo, la sección trata de fortificarse en su posición. El 26 de noviembre, el teniente Antonio Ortiz de Zárate, fruto del acoso al que estaban siendo sometidos, cae mortalmente herido, convirtiéndose en el primer héroe de la Brigada Paracaidista.

Pallás, fundador de la Brigada, acuñó sus gritos: “¡sobre nosotros! ¡Dios!, ¡con nosotros! ¡la victoria!, ¡en nosotros! ¡el honor!, ¡triunfar! ¡o morir!”

No muy lejos de allí, dos días después, los compañeros de la séptima compañía, que recibían noticias de lo que ocurría, se dirigen al capitán Sánchez Duque y le sugieren que deberían ir en ayuda de los hombres de Ortiz de Zárate, que siguen resistiendo. El capitán les niega la petición, y les asegura que se les ha encomendado otra misión.

Desde las primeras horas del 23 de noviembre, el fuerte de Tiluin padece las constantes acometidas de las partidas rebeldes, que se parapetaban en la cercana frontera del Marruecos francés, zona que la aviación española respetaba. La misión es reforzar la guarnición del fuerte a la espera de la llegada de la Agrupación Táctica terrestre.

tilivistagenvu9

Fuerte de Tiliuin

A las cinco de la madrugada del 29 de noviembre, los ansiosos setenta y cinco hombres son despertados y se les ordena que se equipen para el combate. El padre Cabrera les invita a confesarse, «porque el final es incierto». Poco después, nerviosos, llegan a los aviones Junkers que les trasladarán a su destino. «Dentro del avión tuvimos que esperar un buen rato, porque tenían que venir de Canarias cinco Heinkels 111, bombarderos a los que familiarmente llamábamos «Pepes», para apoyarnos en el salto». Comenzaba la «Operación pañuelo», después de que el mando tomara la decisión de realizar el asalto a las diez de la noche del 28 de noviembre.

El ambiente era tenso, «teníamos mucho miedo, pero sabíamos perfectamente dónde nos metíamos. Estábamos entrenados para ello y éramos voluntarios en la Brigada». Hacia las diez de la mañana, los cinco Junkers, con quince hombres cada uno, se dirigen al fuerte de Tiluin, asediado por las mismas fuerzas que seguían azotando a la sección de Ortiz de Zárate. De hecho, camino del fuerte sobrevuelan la zona donde sus compañeros resisten estoicamente a la espera de ayuda, pero pasan de largo. Su misión es otra.

Cerca ya de su objetivo, los Junkers van llegando por turnos. En el primero de ellos, escoltado por dos Heinkels que van «limpiando el terreno» de posibles enemigos con ráfagas de ametralladora; y yo, dentro de la sección que comandaba el propio capitán Sánchez Duque, espero el turno para saltar.

A doscientos metros del suelo, la altura mínima posible, son lanzados los quince hombres que componían la patrulla. El paracaídas se abre a una altura equivalente a dos pisos, apurando hasta el límite para evitar el posible fuego enemigo. Han caído más lejos de lo previsto. Aunque todos caen fuera del fuerte, como estaba planeado, la primera patrulla se va demasiado lejos. Al tocar suelo, la impresión me pone los pelos de punta, que por aquel entonces contaba sólo con veinte años. «Aquello era un infierno. Veíamos por todos lados fogonazos enemigos, el ruido era tremendo y el capitán sólo nos decía que corriéramos». «Sólo repetía que había que entrar en el fuerte como fuera. De hecho, otro compañero se puso en tierra para repeler el ataque, pero el capitán le gritó que dejara de disparar y que corriera hacia el fuerte». Corrían por el pedregoso terreno entre las balas de ametralladora del enemigo, bajo el estruendo de los aviones que les habían lanzado y con el único objetivo de alcanzar el fuerte vivos. Milagrosamente, ninguno fue alcanzado. «Sólo tres de los que nos tiramos sufrieron lesiones en los tobillos, con lo que nos tuvimos que repartir su carga y estar pendientes de ellos. A mí me tocaron las cartucheras de uno».

paracas-ifni1

Paracaidistas preparados para el salto

Cuando ya se acercaban a la ansiada puerta de la fortificación, un oficial sale presuroso del interior y les grita que se detengan. «Salió y nos dijo que entráramos en fila india, porque los alrededores estaban minados. Así que con la ansiedad, las prisas y el fuego enemigo acosándonos, tuvimos que ponernos en fila y entrar con cuidado». Por fin, los setenta y cinco hombres estaban dentro del fuerte. El primer salto de guerra de la Brigada Paracaidista había concluido con éxito. Las dos secciones de la séptima compañía, una escuadra de morteros del 81, un practicante y un sanitario ya estaban en Tiluin.

Pero allí no acababa su cometido. La «Operación pañuelo» tenía como misión reforzar el destacamento de Tiluin con sesenta hombres agotados, para que no cayera en manos del enemigo. Recuerdo que «aquello era agotador, durante el día prácticamente no se veía al enemigo pero, en cuanto caía la noche, los morteros del 108 de los marroquíes no paraban, y cada vez caían las granadas más cerca».

No había comida ni agua, pero cada cierto tiempo aviones españoles lanzaban paquetes sobre la fortificación. El problema era que tenían que ser lanzados desde una altura suficiente para que el enemigo no pudiese alcanzar los aviones, y siendo el fuerte pequeño, sólo el veinte por ciento de los envíos caían dentro del recinto donde resistían los hombres del capitán Sánchez Duque. «El fuerte estaba lleno de munición esparcida por el suelo porque como la lanzaban en cajas desde los aviones, al chocar contra el suelo las cajas, se rompían y teníamos que recoger la munición de cualquier parte».

El fuerte de Tiluin resiste durante los días siguientes bajo el incesante fuego de morteros y fusilería. El tres de diciembre, a las diez de la noche, se escucha el cornetín de la VI bandera de la Legión.

Una vez acabado el asedio, los 135 hombres que resistían dentro del fuerte ponen rumbo a Sidi Ifni junto a los legionarios, no sin antes proceder a la voladura del lugar que se había convertido en su infierno personal en los últimos cuatro días. Vuelven sin Ortiz de Zárate, pero la «Operación Netol», ideada para salvar del acoso de las fuerzas rebeldes a ambos grupos se convierte en un éxito.

01-Sres. MOTAS y PRIETO

Señores Motas y Prieto

A partir de aquella fecha, en el Ideario Paracaidista se inscribe la leyenda: ¡Legionarios! en Ifni se abrió el libro de vuestra historia.

El padre Cabrera, capellán de aquellos hombres de Ifni, encontró entre las pertenencias del teniente Ortiz de Zárate una oración que decía: «Haz Señor, que mi alma no vacile en el combate y mi corazón no sienta el temblor del miedo», y añadía: «Quise ser el soldado más valiente de mi Ejército, el español más amante de mi Patria. Perdona mi orgullo, Señor».

Pedro Motas

HIDALGOS SIN DESTINO Y PILLOS POR VOCACIÓN (Artículo del lector del blog: José Luis Montoya)

Imagen

ESPAÑA

Cada día me levanto con la sensación de que esté país no va bien.

Con la sensación de que somos una generación que hemos fallado a nuestros hijos, y a nuestros antepasados.

Una generación que en nombre de una extraña libertad, hemos abandonado los principios básicos que nos trajeron aquí, y que nos forman como nación.

Hoy, no hay sentimiento de unidad, de nación, de ser alguien, es más ni siquiera el sentimiento simple de la honradez.

La desidia, el conformismo, el “y tú más”. Se han instalado en nuestras vidas de una forma tan pegada a nosotros como nuestra misma piel.

Y aquí, NO PASA NADA. El pueblo duerme, y todos felices.

Hay reglas básicas en la propia naturaleza que nos enseñan que lo que uno quiere o desea, no siempre es la realidad, y vivir en un sueño siempre, suele tener un mal despertar.

Una clase política CORRUPTA HASTA LA MEDULA, unos por ser simplemente unos ladrones descarados, y otros por permanecer callados.

Un sistema de partidos, que su nombre mismo es perfecto reflejo de su situación. PARTIDOS, PARTIDOS UNA Y MIL VECES EN PEDAZOS.

Sin rumbo, sin valores, y sin saber hacía de verás donde dirigirse.

Todos faltando a sus principios buscando un Centro que no existe, una moderación que solo trae ceder y ceder ante los ambiciosos.

Los jóvenes viven en un mundo bucólico, de no aceptar reglas, y en el que todo y todos son buenos. Alentados por los políticos que solo dicen y obligan a decir solo lo a la vez políticamente correcto.

Hoy, no se puede hablar muchos temas con libertad, ni sacar tú bandera siquiera.

Parece que estamos en la peor Dictadura de la que tanto se habla y parece que temen. Cada día un tema pasa a ser Tabú socialmente. Y si no eres de la mayoría, eres apartado fulminantemente de la manada.

Vemos a políticos inútiles totales, incapaces de cortar por lo sano y con todo el peso de la Ley, dando una y mil vueltas a temas que no tienen ninguna discusión. Y me pregunto, si todo no está más que planeado, y solo desean hacérnoslo tragar de forma más pausada y con mayor apoyo de esta sociedad desganada y muerta, y digo apoyo, aunque la palabra exacta sería DESIDIA a todo lo que de verás nos afecta.

Hemos criado ovejas, cuando el mundo es de los lobos. Un mundo de competencia y sin piedad desde el principio de los tiempos, en el que lo que no defiendes otro se lo lleva.

Vivimos ante la ruptura de nuestra nación, como nunca antes se había planteado. Con un Gobierno timorato a tomar decisiones, y una oposición que solo desea coger el poder por los votos de la DESIDIA, del a mí no me molestes, del mientras yo tenga mi paguita no me metas en líos.

Se puede decir que Europa entera o casi entera vive en esa apatía. Tal vez cansada de tantas guerras de su historia.

Hoy a muchos militares, y a ciudadanos nos preocupa está sociedad apática, sin sentido y sin rumbo, que se acerca cada día más y más a lo que puede ser su final.

El enemigo que no queremos ver, cada día es más fuerte, y con convicciones más y más férreas. Puede ser por su incultura, o por su desesperación. Pero sin duda con hambre de ganar y vencer.

Y nosotros, somos tan solidarios. Tan buenos, tan acogedores. TAN INÚTILES.

Hoy peligros brutales como el islamismo radical nos ven como accesibles, vulnerables, fáciles como nunca de tomar.

Les llegan historias de nuestras costumbres, de nuestra falta de valores, de nuestra incapacidad para decir que esto es mío, que Europa  les parece cada día más a un paraíso esperando ser conquistado.

Ellos son movidos por algo difícil de frenar, y es la fe ciega en lo que creen. En que si mueren no pasa nada y todo será aún mejor. Mientras que aquí, tenemos ya miedo hasta de respirar.

Son locos hacia delante, sin nada que perder y mucho que ganar, mientras nosotros estamos llenos de miedo, de inseguridad.

Hoy tememos a todo, al que dirán, a lo que no está de moda. A ser el reflejo de nuestros antepasados a los que escupimos llamándoles de todo por sus acciones.

Esto no pasa en ningún sitio más que en esta España entre dos mundos. Esta España de Hidalgos sin destino y pillos de vocación.

Somos una sociedad que quiere caer bien no imponiendo sus criterios, sino cediendo ante los demás. Y los demás entendamos no son nuestros amigos. Son el enemigo que desea lo que hoy tenemos y que nos desprecia profundamente.

Este gran problema, es el que nuestros hijos y nietos van a encontrar sin duda. Es como si la vida les hubiera dado unos años de despreocupación para después darles todos los problemas de golpe. Como el que no estudia nunca y el último día quiere estudiar todo, cuando ya no hay remedio.

Un día, tal vez antes de lo que pensamos, el suelo se moverá bajo nuestros pies. Un enorme atentado múltiple, un golpe de Estado, una salida a la calle descontrolada de gente, una nube de manifestaciones fuera de control, y nada volverá a ser como antes.

Porque esto no puede, ni debe de seguir así, y necios los que no lo entiendan.

Vendrá un fuerte cambio de un lado y u otro, y si habrá ganadores y vencidos. Esperemos que ese cambio no sea en pocos años, dejarse las barbas y llevar velo, o llorar como dice la Historia,   “COMO MUJERES LO QUE NO HEMOS SABIDO DEFENDER COMO HOMBRES”.

JL MONTOYA