EFEMÉRIDE SEMANA DEL 5 AL 12 DE DICIEMBRE: SOLEMNIDAD DE LA PURÍSIMA E INMACULADA CONCEPCIÓN DE MARÍA, PATRONA DE ESPAÑA Y DE SU INFANTERÍA.

hqdefault

La Inmaculada Concepción Patrona de España y de su Infantería

8 DE DICIEMBRE: SOLEMNIDAD DE LA PURÍSIMA E INMACULADA CONCEPCIÓN DE MARÍA, PATRONA DE ESPAÑA Y DE SU INFANTERÍA.

El 16 de enero de 1761 el Rey Carlos III firmaba un Decreto-Ley por el que proclamaba patrona de todos sus Reinos ‹‹a esta Señora en el misterio de su Inmaculada Concepción››. Esta disposición de Ley lleva por título ‹‹Universal Patronato de Nuestra Señora en la Inmaculada Concepción en todos los Reinos de España e Indias››. 

Obtenida la aprobación de la Iglesia, el 13 de noviembre de 1892, el ministro de la Guerra pone a la firma de la reina regente, doña María Cristina de Habsburgo-Lorena, la Real Orden en la que se declara oficialmente «Patrona del Arma de Infantería a Nuestra Señora la Purísima e Inmaculada Concepción, que ya lo fue del antiguo Colegio Militar y lo es de la actual Academia General y de un gran número de Regimientos».

‹‹Allí estaba cercada la española,

la brava Infantería.

La que a los mundos se atreviera sola

 y a la que, sola, nadie se atrevía.

¡Virgen Inmaculada!

¡Concepción de María!

¡Solamente a tus pies arrodillada

Rinde su corazón la Infantería!››. (Luis López Anglada)

11194580_629520223816038_44382189952448060_o

Óleo de Augusto Ferrer Damau

 

PATRONA AUGUSTA DE ESPAÑA, PURÍSIMA CONCEPCIÓN

ESCUCHA NUESTRA SÚPLICAS PROTEGE A TU NACIÓN.

 

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

VISUS MILITIS: SEMANA DE LAS PATRONAS (General de División Rafael Dávila Álvarez)

VISUS MILITIS: SEMANA DE LAS PATRONAS

(General de División Rafael Dávila Álvarez)

Hoy nuestra mirada se convierte en oración.

4 de diciembre: Santa Bárbara, Patrona del Arma de Artillería.

8 de diciembre: la Inmaculada Concepción, Patrona del Arma de Infantería,

10 de diciembre: Nuestra Señora de Loreto, Patrona del Ejército del Aire.

santa-barbara-patrona-de-artilleria

 

Como la madre que al niño le canta ´

la canción de cuna que le dormirá,

al arrullo de una oración santa

en la tumba nuestras flores crecerán.

image1

 

El esplendor y gloria de otros días

tu celestial figura ha de envolver

que aún te queda la fiel Infantería

que, por saber morir, sabe vencer.

0b703e03e0f16df2c125768c003cfb76t20

 

Volad alas gloriosas de España

estrellas de un cielo radiante de sol

escribid sobre el viento la hazaña

la gloria infinita de ser español.

 

¡Artilleros de España!

¡Infantes de España!

¡Aviadores de España!

Que nuestra oración sea ¡Viva España! y ¡Viva nuestra Patrona!

¡FELICIDADES!

CONDICION SINE QUA NON (Laureano Martín Pérez)

fotonoticia_20161016104300-16101833389_9999No deja de sorprenderme la capacidad que tenemos para olvidarnos de cualquier asunto, no importa lo grave que este sea. O tal vez no nos olvidamos, sino que simplemente nos acostumbramos a convivir con él, lo cual es casi más grave.

En alguna ocasión he hecho referencia a esta sociedad de la “inmediatez” y de la “novedad” que hemos creado, y al incierto futuro que ello dibuja. Hoy día, en gran parte propiciado por los avances tecnológicos y de difusión de la información, lo queremos todo para “ya”. No sabemos y no podemos esperar. No impacientamos aguardando a que se cargue una página en nuestro teléfono de última generación, no aceptamos que cualquier cosa se demore más de lo previsto. Nuestra gestión de la espera pasa a ser una asignatura pendiente.

Por otro lado, está la “novedad”. Sólo nos emociona, nos ilusiona, nos atrae aquello que es nuevo, aquello que nos llega rápidamente y que no teníamos o no conocíamos. Y esa ilusión que nos produce cada vez dura menos, porque el placer sólo nos lo proporciona lo reciente, lo inminente.

Y esa situación que acabo de describir, podemos aplicarla a cualquier ámbito: al personal, al profesional… y sobre todo, al de la percepción de lo que sucede en nuestro entorno.

Gracias a Dios, desde el pasado verano no hemos sufrido más ataques del DAESH en nuestro territorio. Y me detengo aquí para hacer una puntualización: empleo el término “nuestro” porque va siendo hora de que tomemos conciencia de que nuestro territorio es Europa, y cualquier cosa que suceda en algún rincón de la misma nos afecta o afectará de un modo u otro.

isis-niza-e1468674304262Ya cuando sufrimos el ataque de Niza, parecía que ese problema casi no existía. La percepción de amenaza se había diluido, y esta acción no hizo más que aumentar un poco la sensación de inquietud, pero nada más. Y su efecto fue sólo momentáneo. Rápidamente dejó de ser novedad. Y los medios en pocos días encontraron nuevas historias que centraron nuestra atención. Y así hasta hoy.

Si prestamos un poco de atención descubriremos que a día de hoy la información que nos llega sobre el DAESH se limita a los avances en el campo de batalla contra sus feudos, (de lo cual debemos alegrarnos), a las operaciones esporádicas que se producen contra células de captación y poco más. Porque cuando se habla del problema de la atroz guerra en Siria, parece que el DAESH no tiene papel alguno en ésta, al igual que sucede con el problema de las avalanchas de refugiados.

Pero el problema sigue ahí; la amenaza sigue viva; el objetivo del DAESH sigue siendo el mismo, su afán permanece intacto, y lo que es más importante, sus fundamentos morales y su base ideológica inamovibles. Y ahí es donde está el centro de gravedad. Ahí es donde se ha de librar la primera y más decisiva de las batallas. Porque su lucha está fundamentada en la fortaleza de sus creencias, de sus “principios” y de sus “valores”, al tiempo que, en la debilidad moral, la falta de valores y la pérdida de identidad de Europa.

Europa es débil, no está unida, y no reconoce sus raíces. Y para poder dar la batalla en otros terrenos con garantías de éxito, es necesario, imprescindible, una base sólida que cimente, respalde y apoye nuestra lucha. Y esa base ha de ser, sin lugar a dudas, lo que son los cimientos de Europa: la cultura grecorromana y el cristianismo. Sin ambos elementos es imposible entender la Europa actual. Esos dos pilares son los que explican los últimos 2500 años de evolución y son esos mismos a los que nuestra sociedad actual parece haber renunciado con una ceguera tal que nos lleva al abismo. Y mucho más cuando nos enfrentamos a un enemigo que no sólo no ha renunciado a sus orígenes y principios, sino que hace de estos la razón de su lucha.las-banderas-de-la-union-europea_fotogaleria_full

Si queremos tener alguna posibilidad de lograr la victoria, la condición “sine qua non”  es un rearme moral profundo y total que nos devuelva a lo que somos y que alimente nuestras acciones.

Laureano Martín Pérez (Doctor en Historia)

DESORIENTACIÓN GENERAL General de División (R.) Juan Chicharro Ortega

pacto-pnv-pse3DESORIENTACIÓN GENERAL

En la que nos encontramos los españoles en general, y muy en particular los militares, ante cuanto vemos de la situación en la que se encuentra nuestra Patria en estos momentos. Así, observamos con desasosiego un parlamento en el que una gran parte de él no se encuentra reflejado para nada en el devenir de nuestra nación y me refiero a aquellos que han sabido recoger la ira y el desencanto de gran parte de la población para transformarlos en una opción seudo comunista trasnochada y condenada de antemano al fracaso y en la que reina sobre todo el odio y el rencor. Y de otro lado una amenaza secesionista ajena al sentir de  la mayoría de la población española pero que con una acertada utilización de viejas y conocidas técnicas subversivas se encuentra cada vez más cerca de alcanzar su objetivos sobre todo por no encontrar en casi ningún caso reacción alguna que pueda calificarse de decidida.

No soy persona dada a huir de los problemas en general. Menos aún cuando tratan de amenazar la unidad de nuestra patria o los valores humanos e idiosincrásicos inherentes a esta nación, conformada tras siglos de guerras, conquistas y reconquistas, tratados, traiciones, alianzas, constituciones y multitud de vicisitudes y desafíos. Estos valores, pese a todo, han desembocado en lo que, hasta ahora, se perfilaba como un país con un asentado presente, aunque mejorable, y un esperanzador futuro pero hoy nos encontramos en una sociedad en la que parecen haberse invertido los valores y donde la mediocridad, por un lado, y la vulgaridad y chabacanería, por otro, se han adueñado de muchos centros de poder, en el primer caso, y de la calle y algunos medios audiovisuales, en el segundo. Mientras tanto, la mayoría de la gente -que sigue siendo pacífica, paciente y “normal”- aguanta, estos carros y carretas, en silencio y con cierto temor, sin atreverse a expresar públicamente lo que piensa de la situación, porque esos “colectivos”, ahora en la cresta de la ola, la tacharían ipso facto de “facha”, eufemismo que se vende muy bien. La degradación o el cinismo es tal en algunos sectores de la población, que hay que explicar y razonar lo que resulta meridiano y evidente, como, por ejemplo, que la libertad y el derecho individual tienen un límite que coincide con los de los demás; asimismo, respeto, esfuerzo-recompensa (en ese orden), estudio, principios, etc. son términos que casi causan risa en esos ambientes. Algunos se asombran de lo que ha sucedido en los EEUU con la victoria electoral de Donald Trump sin pararse a pensar en que quizás lo que ha sucedido es que este estrafalario personaje ha sabido conectar con ese sector de la población que está  harta ya de tanta parafernalia y mentiras consecuentes.

Desde este BLOG nunca dejaremos de luchar abiertamente por defender lo que hace algún tiempo entendía casi todo el mundo como “valores”, con los medios que nuestra pluma nos permite, pero comprendo que los tiempos no son muy propicios para ello y tal vez al menos seamos capaces de aguantar, retirarnos en secreto del decadente ambiente actual, conservar los mejores rasgos del acervo moral e influir discretamente en personas o hechos clave y esperar…, esperar a que la tierra sea otra vez fértil y, sólo entonces, sacar las valiosas semillas preservadas en ocultos graneros y volver a sembrar: únicamente después volveremos a cultivar un trigo prístino, un nuevo Kamut, de honradez, decencia, honor, valor de la palabra, esfuerzo, fidelidad, agradecimiento, buen gusto…, en definitiva, lo que ha hecho mejor al ser humano, simplemente por saber distinguir, sin ambages, lo que está bien de lo que está mal. En la edad media fueron los monjes quienes guardaron secreta y celosamente el saber del mundo clásico en tiempos de barbarie, hasta que el Renacimiento les abrió sus puertas de par en par. Este es quizás nuestro reto y nuestra misión en  estos momentos.

¿Por qué os dedicáis a escribir y a haceros significar sin necesidad?

Esto es lo que nos preguntan muchos amigos y nos preguntamos también nosotros. La respuesta es la ya expresada.

pablo-iglesiasY en cuanto a los ejércitos como institución, me atrevería a decir que viven la situación actual ciertamente preocupados por el devenir general de los acontecimientos y ello sencillamente por la primordial razón de ser depositarios de la misión que le marca la Constitución española, y que hoy muchos pretenden romper, si bien en diversos aspectos ya ni se cumple, incluso de forma insultante. Les pondré un ejemplo: el artículo 4.2 del Título Preliminar de la Constitución establece muy claro que las banderas autonómicas podrán usarse siempre junto a la de España en edificios públicos y actos oficiales. Pues bien, ya me dirán dónde se encuentran el Fiscal General del Estado o el Tribunal Constitucional, valedores del cumplimiento de las leyes y del orden constitucional, cuando en todos los actos oficiales en Cataluña o en el País Vasco se obvia la bandera que nos representa a todos los españoles, de forma ostentosa e insultante. Hay más ejemplos claros de la inoperancia y dejadez de funciones de los poderes públicos, empezando por el propio Partido Popular, hoy en el Gobierno. Los ejércitos, acostumbrados a que las órdenes, disposiciones y leyes se cumplen -y punto- se quedan atónitos ante los desprecios continuos de estas, empezando por lo que dicta la propia Constitución.

Otro aspecto de preocupación permanente en los ejércitos, conocedores de las amenazas reales y riesgos que acechan a nuestra nación en un mundo muy inestable, es la continua merma de los presupuestos dedicados a la Defensa y seguridad de España, de hecho, hoy en 2016, disminuidos en un tercio de lo que fueron hace diez años. Ello obliga a efectuar una continua readaptación de medios y unidades, es decir, a permanentes reorganizaciones orgánicas que afectan al final, no sólo a la eficacia y eficiencia en general de las Fuerzas armadas, sino también, y esto es en gran parte desconocido para la sociedad, a las personas y sus familias, pues obliga a someterse a frecuentes traslados familiares y, desde luego, a la conciliación familiar, ya que hoy en los ejércitos, como en cualquier otro ambiente, la mujer se ha incorporado al mercado de trabajo y ya no es como antes cuando, trasladado el marido a otra localidad, la mujer y la familia le acompañaban. Hoy esto ya no es tan fácil.

Actualmente tenemos un ejército profesional y creo que muy poca gente es consciente de lo caro que esto resulta, lo que ha obligado a una reducción drástica de la entidad de la Fuerza militar. Los Ejércitos, con los presupuestos actuales, se encuentran bajo mínimos y en rozando con la línea roja de la seguridad. No lo digo yo, en alguna ocasión se lo he oído decir al anterior Ministro de Defensa o al Jefe del Estado Mayor de la Defensa, si bien no de forma clara y rotunda, pues al final observo un conformismo peligroso con la situación. Y aquí no nos olvidamos tampoco de tantos soldados profesionales que finalizando su contrato con los ejércitos después de haber dado toda su vida a ellos se encuentran ahora en situaciones harto complicadas. Muchas son las explicaciones las que desde el Ministerio de Defensa se les dan, y alguna con razón, pero caramba, ¿habrá alguien que reconozca que cuando se suspendió el servicio militar y se organizó la recluta profesional se cometieron errores a sabiendas de que lo eran pero a los que no se les dio importancia ante la lejanía del momento que ya ha llegado?presupuesto-defnsa

Los Ejércitos han sido siempre los primeros en comprender que si había que apretarse el cinturón en beneficio de la sociedad se hacía sin cuestionarlo; sucede, no obstante, que viendo el continuo derroche y despilfarro de un Estado manirroto en beneficio de unos reinos de taifas innecesarios, sujeto además a una corrupción desmedida por doquier, la preocupación por la precariedad en la que se ven envueltos es, si cabe, aún más grande.

Por supuesto que también existe inquietud con la posibilidad de la irrupción en el poder de partidos antisistema y claramente rupturistas con el sistema político actual; y ello claramente debido a los postulados que proclaman a voces llenas y sin tapujos. Partidos con los que algunos líderes de otros grupos no dudarían en pactar con tal de asumir el poder, incluso hasta por afanes personalistas. Pero el desconcierto no viene sólo desde la perspectiva general, sino también por la lectura de sus intenciones respecto a las Fuerzas armadas, pues tal parece que les resultan molestas y buscan su neutralización o anulación de su papel como tales, a toda costa.

Largo sería extenderme en muchas más disquisiciones, pero espero que el avezado lector se haya hecho una somera idea del porqué de la desorientación general que al menos el que aquí escribe siente.

General de División de Infantería de Marina  (R.) Juan Chicharro Ortega

LOS VERSOS DEL CORONEL (6) Félix Torres Murillo. Coronel de Infantería DEM (r)

La tradición de la verdadera imagen, (la de Cristo, no realizada por la mano del hombre) también es recogida por la religión ortodoxa, si bien en un pasaje evangélico muy distinto al momento en el que la que la ubica la tradición católica.  La conocen ellos con el nombre de “mandylion” o “mandylión” (paño, toalla) en alusión al trozo de  tela sobre la que dicha imagen quedaría “impresa”. A lo largo de la historia se realizaron innumerables iconos, bellísimos algunos, con este motivo en el que sólo aparece el rostro de Cristo sobre el paño; y El Greco cumpliría con esta

tradición iconográfica.

Entre nosotros y con el tiempo lo que era la “vera iconica”, verdadera imagen referida a la del paño, pasó a ser interpretado como  la Verónica, la mujer que lo ofrece a Jesús para limpiar su rostro; y nuestro personaje ya imbuido de nuestro imaginario la pintó en distintas ocasiones, presentando la imagen de Cristo, cosa que naturalmente no ocurre en los iconos

ortodoxos, con signos distintivos de la pasión: MANDYLIÓN.image002

 

                 

VERÓNICA CON LA SANTA FAZ (1577-80 )

Museo de Santa Cruz.Toledo

 

MANDYLION

(Soneto)

 

Verónica, la imagen verdadera,

la del rostro de Cristo, no pintada

por la mano del hombre, que creada

cuando Él, sobre el lienzo lo pusiera.

 

La obra, Mandylión, que tanto fuera

motivo de su arte en su añorada,

aquella su isla blanca, y renovada

de estilo y aires nuevos nos trajera.

 

Enmarcan los traslúcidos sutiles,

delicado, ése el rostro que elabora

sobre un fondo de negro dominante;

 

y desde un blanco roto de marfiles,

su Faz que, lacerada en mala hora,

nos mira con mirada penetrante.

        

Ante el original en el hospital toledano de Tavera tuve la suerte de oír las explicaciones de una verdadera experta en la materia sobre esta obra maestra. Mentalmente tomé algunas notas, y con ellas compuse este soneto.
Aunque la idea central de la composición del cuadro gira en torno a un tema muy del agrado del pintor sobre el que algo ya se ha apuntado y sobre el que seguro volveremos, las manos, hay que destacar el “tratamiento” icónico que el genio presta a S. José, bastante más participativo que en otros cuadros anteriores en los que aparece como mera figura decorativa, tema éste sobre el que asimismo volveremos; y  el también elaboradísimo trabajo que desarrolla y el cariño que se trasluce en el tratamiento del rostro de la Virgen: UN ROSTRO.image004

 

SAGRADA FAMILIA (1595)
 Hospital Tavera. Toledo

 

UN ROSTRO

(Soneto)

 

La elegancia, el primor y la finura,

los gestos y los mimos, las miradas

que en el Niño convergen, las llamadas

al afecto; la gracia y la dulzura.

 

El celo, la belleza y la ternura,

el amor, las caricias, pinceladas;

de cariño actitudes acendradas:

de María en el rostro, la hermosura.

 

Esbeltas las figuras, la alegría,

la luz de sus colores, los celajes:

entornos y momentos tan cercanos.

 

El Arte y devoción en armonía,

-Creta, Venecia y Roma sus bagajes-

… y el juego delicado de las manos.

 

         Es uno de los temas más repetidos por El Greco a lo largo de su carrera artística; hasta ocho veces lo pintó ante la gran demanda del motivo.

 

Traigo hoy un detalle de esta versión, la que más me gusta, que se exhibe en el Museo Metropolitano de Nueva York para incidir en un punto concreto de esta obra maestra; el tratamiento que El Greco, como en otras tantas, da a los ojos: UNA MIRADA.image006

 

JESÚS ABRAZANDO A LA CRUZ  (Detalle) 1580

Museo Metropolitano de Arte. Nueva York

 

UNA MIRADA

 (Soneto)

 

Suave para ti, yugo ligero,

no parece te sea la Cruz pesada:

de alabastro tu mano, que posada

parece acariciarla; y Tú, empero,

 

de iniquidad la carga del entero

un Mundo sobrellevas, que saldada

pues quieres quedará cuando clavada

penda tu augusta carne del madero.

 

Cual Dios y hombre de tonos revestido,

entregado, sereno y apacible,

a tu Calvario vas, poco te resta.

 

¿Donde miras Señor? pienso dolido,

contemplando ese trazo inasequible:

reservose el coloso la respuesta.

 

 

 

Para presidir el retablo de lo que fue la capilla de Dª Isabel de Oballe en la desacralizada iglesia toledana de San Vicente, un poco de rebote al morir el pintor encargado de realizar el motivo, pintó el Greco este cuadro.

 

De considerables dimensiones imagino que el retablo quedaría un tanto apretadillo en la pared de la capilla, en la que hoy se pueden aún admirar las pinturas al temple, para mí posteriores, que profusamente la decora(ba)n. Actualmente, la iglesia se utiliza como bar y sala de conciertos y exposiciones, algunas en mi opinión, manifiestamente mejorables.

Como tantas veces EL Greco tuvo dificultades para cobrar esta obra; de hecho no lo hizo porque murió antes. Bien es verdad que para realizarla se tomó su tiempo incumpliendo el contrato acordado con el ayuntamiento de Toledo, su cliente en esta ocasión. Es claro que no destacó en cuanto a sus relaciones institucionales. Y cómo no; también hay polémica en cuanto a la denominación de la obra, para mí bastante clara, y les cuento, com se dice ahora.

 

         La polémica del nombre surge al considerar la obra por parte de algunos como una “asunción”; sin embargo hay otros que ven en ella una “inmaculada”. Naturalmente, yo infante y arrimando el ascua a mi sardina opto por la segunda  denominación; y provechando que en próximas fechas se celebrará la fiesta de la Inmaculada Concepción, Patrona de España y de su Infantería, aprovecho la esta oportunidad para felicitar a todos mis compañeros infantes junto con los de otros “Cuerpos y Servicios” que también la honran como su Patrona; y cómo no, a todos los españoles de bien.image008INMACULADA DE OBALLE (1608-13)

Museo de Santa Cruz. Toledo

 

ETÉREA

 (Soneto con estrambote)

 

De cohorte seráfica asistida,

tú ahí, a los umbrales de la Gloria,

que exultante ante tu convocatoria,

por tu belleza tal, queda rendida.

 

De lo Alto por el Hálito asistida,

ascendiente tu imagen de victoria,

estela tú, azul jaculatoria,

intangible y etérea, fluida.

 

Sobre el pecho tus manos, tu mirada

se pierde por moradas celestiales,

y una música se oye en tono quedo.

 

Y entre flores y símbolos, bañada

de ésa su única luz, se ven, geniales,

caprichosas, las trazas de Toledo.

 

… Si Assumpta te pintó o Inmaculada,

qué añadir al prodigio los mortales,

si  mantener, él quiso así el enredo.

 

(Continuará)

EL BREXIT, DONALD TRUMP Y OTRAS DISQUISICIONES ESTRATEGICAS. Capitán de Navío (R.) Aurelio Fernández Diz

Desde mi última colaboración en este blog, hace pocos meses, en la que consideraba lo importante que sería para Europa, y para el mundo entero, la incorporación de Rusia al concierto europeo, se ha producido la coincidencia de la salida aprobada por referéndum, pero aún no cumplida, del Reino Unido (RU) de la Unión Europea (EU) y la elección del nuevo presidente de los EEUU  Donald Trump. La importancia de esta coincidencia reside en que ambos acontecimientos vienen a propiciar algo en la misma dirección: la necesidad urgente  de una política exterior común que sea el  sustento de una verdadera defensa compartida. Es decir, que la UE, ya sin el RU, se responsabilice de una vez por todas de su propia defensa.

Nadie puede dudar de  que el Reino Unido forma parte de Europa y es, además, una de sus  partes más importantes y trascendentes. La geografía y la Historia así lo demuestran. Sucede en cambio que los británicos, al menos en su mayoría, sus gobiernos y hasta  sus diplomáticos se comportan como si no lo fuera. Es como si  la  configuración insular del territorio en el que habita el  pueblo británico  hubiera contribuido a darle  una mentalidad, una seguridad en sí mismos que, a lo mejor, no se corresponde con una realidad bien  fundamentada. El pueblo británico es un pueblo europeo que, después de aprobado el Brexit, parece demostrar  que no desea serlo porque las obligaciones que impone la UE representan una carga, una limitación a su soberanía que considera  inadmisible.

image001

Sin tener motivo alguno para descalificar todos los intentos de organizar una defensa y una seguridad netamente europeas la realidad es que la falta de una verdadera unión política entre todos los  países que hoy forman la UE  hace languidecer todos los esfuerzos e iniciativas para alcanzar una efectiva defensa. Tanto es así que cualquier observador pudiera pensar que ya que existe la OTAN, que  se adorna de una envidiable  eficacia operativa y de  una envidiable también capacidad de adaptación a la cambiante situación internacional, ¿para qué crear una nueva organización defensiva, limitada a Europa, como en su día se intentó con la UEO, si ya existe la OTAN?  La defensa europea podría concebirse como  simple pilar oriental de la organización. El único problema sería que el proceso de la toma de decisiones nunca podría ser exclusivamente europeo y que, además, gran parte de los países de la UE no son miembros de la OTAN situación que, por otro lado, podría tener una solución no muy difícil. Pero una defensa europea obligada a desarrollarse dentro de la OTAN es indudable que carecería de una capacidad de actuación  independiente, impensable sin tener en cuenta la voluntad y los intereses de Canadá y de los EEUU, al otro lado del Atlántico y ahora también , después del Brexit, del RU en este lado del océano.

 En la época de la guerra fría esta situación  de dependencia de la UE de la OTAN era aceptada de buen grado porque la mayoría de los países europeos vivían en paz protegidos por la sombrilla nuclear norteamericana. Ahora, en otra situación internacional, Europa está pudiendo comprobar como sus criterios en cuestiones  defensa y seguridad no son tan coincidentes con los norteamericanos, como antes lo eran. Dos visiones estratégicas que cada día parecen más divergentes, la de Alemania y la del Reino Unido, ya no coinciden ahora mismo como pudieron haber coincidido en el pasado. La primera, representada  por el pensamiento  de Ángela Merkel que, por su trayectoria vital, no puede dejar de mirar tanto al Este como hacia el Oeste y la segunda, más atlántica y centrada en considerar que puede defender mejor  sus  intereses alineándose incondicionalmente con  la visión estratégica   de los EEUU. La elección de Donald Trump no ha hecho más que resaltar una predisposición política del RU que no es nada reciente.

En la misma línea, llama la atención, lo que podría  confirmar todo lo expuesto con anterioridad, que las recientes conversaciones  entre el presidente ruso Putin, la canciller alemana Merkel y el presidente francés Hollande sobre los bombardeos indiscriminados en Alepo se haya celebrado con  la ausencia de la primera ministra británica Theresa May que, ahora mismo, parece dedicar todo su tiempo a preparar el Brexit en las mejores condiciones posibles. El Reino Unido está dando evidentes señales de  intentar abandonar el camino, el destino europeo, en la parte de sus cargas, de sus obligaciones  pero no en la parte de sus ventajas como puede ser la participación en un mercado único para sus exportaciones, en todo lo posible,  cautivo.  En realidad es la misma enfermedad que afecta a los políticos españoles que se califican de nacionalistas: esperanza de quedarse, insolidariamente, con la mayor parte de la tarta.

image002

 

El Reino Unido no quiere una defensa europea. Por no querer parece que tampoco ve con buenos ojos una Europa unida y fuerte que pueda representar en el futuro un serio competidor económico y no digamos militar. Todo parece indicar que tenía razón el General De Gaulle cuando ni quería oír hablar de una posible entrada del Reino Unido en el entonces  Mercado Común. Nunca sabremos con exactitud si los problemas de falta de identidad y comportamiento europeo de algunos países miembros de la actual UE son el reflejo, el  resultado de la  política exterior británica  que tiende a ser copiada por otros como ejemplo de cómo se pueden defender  a ultranza los intereses particulares en perjuicio de los intereses del conjunto.

El próximo presidente de los EEUU  Donald Trump, con sus declaraciones, viene a rematar el cuadro que el RU empezó a pintar, hace solo unos meses, con su anunciado Brexit. Trump ha llegado a manifestar que él no quiere una OTAN como la actual en la que, a pesar de los años transcurridos desde su creación, los EEUU aún no han  obtenido cumplida respuesta a su  tan anhelada aspiración: el  necesario reparto de cargas o  “burden saharing.”  Es decir, en la “conjunción “ anglo americana , la defensa europea tiene que llevarse a cabo dentro de una  OTAN, dirigida principalmente por los EEUU y Reino Unido y…pagar más por ello. La verdad es que en las actuales circunstancias de la situación internacional la propuesta no parece muy apetecible para el conjunto de los europeos. Sin embargo, Trump también ha declarado que quiere ser amigo de Putin y en eso puede encontrar un fuerte apoyo de los políticos europeos continentales que aspiran, sin renunciar a  las posibilidades virtuales de la OTAN,  a una política de seguridad y defensa verdaderamente propia y que pueda equilibrar los inconvenientes  de  la excesivamente polarizada visión anglo americana,  en una relación de igual a igual, como tantas veces se dice ahora.

image004

¿Cómo afecta todo esto a España? Pues todo parece indicar que le afecta muy directamente y para bien. Los gobiernos de España tendrán que enfrentarse a la necesidad de definir una estrategia de defensa, una estrategia militar propia, y no limitarse a una estrategia de seguridad nacional, como la definida en el año 2013, que se puede resolver práctica y únicamente con recursos civiles, pero que no da cumplida respuesta a nuestras  necesidades estratégicas.

En los últimos años hemos podido comprobar como los distintos gobiernos que se han relevado en el poder, socialistas y populares,  resolvieron sus preocupaciones estratégicas con la simple promulgación al principio de las distintas legislaturas de directivas de defensa, que  luego dormían el sueño de los justos en los cajones de alguna  mesa. Hubo, sin embargo, alguna honrosa excepción: la Revisión Estratégica de la Defensa (RED)  firmada en el año 2003 por el presidente Aznar. Fue la primera vez que se redactaba, siguiendo probablemente la estela británica, un documento de esta naturaleza, un buen documento que, con el paso de los años y de los gobiernos, se fue descafeinando, especialmente durante las dos  legislaturas bajo la  presidencia de Rodríguez Zapatero que terminó elevando a los altares al  llamado documento Solana que el gobierno socialista estableció como referencia única, como marco  para la redacción de cualquier estrategia de seguridad. El documento Solana estaba basado en la experiencia del propio ex Secretario General de la OTAN y en  los conceptos que se manejaban entonces, en el ámbito de la propia organización,  referidos principalmente a cuestiones y problemas  de  seguridad. Y fue aquí, y así, donde se produjo el desvío, la bifurcación en el pensamiento estratégico que ha permitido, y lamentablemente parece que  está todavía permitiendo,  tratar cuestiones solo  de seguridad como si  de defensa se tratasen. En la OTAN siempre se sostuvo que  las cuestiones relacionadas con las estrategias de  defensa eran, y son, de consideración y competencia exclusiva del ámbito nacional.

Durante el  siguiente gobierno, del partido popular, el  presidente Rajoy  promulgó la Directiva de Defensa Nacional 1/2012 en cuyo punto 4.1 se anunciaba una Revisión Estratégica de la Defensa (RED) que , hasta donde hemos podido constatar, todavía no se ha redactado. Posiblemente afectada  por el desvío conceptual antes mencionado,  aquella RED, aún no nacida, parece que se ha transformado, según todos los indicios, en  la Estrategia de Seguridad Nacional (ESN) 2013 que implica directamente  a casi todos los agentes civiles y  menos directamente a los responsables de la defensa  como pueden ser los ejércitos cuyas necesidades de definición estratégica  han quedado, una vez más,  postergadas. Es muy posible que una nueva directiva de la defensa nacional que  promulgue el nuevo gobierno del partido popular pueda incluir el anuncio de una RED, como se  hizo en la directiva del año 2012, y como ahora  sería muy deseable. Se dice que la defensa no debe de estar circunscrita al ámbito militar, que es, o debe ser, una responsabilidad de todos, algo en lo que podemos estar de completo acuerdo. Pero resulta que la ESN 2013 no es algo que pueda ser compartido por todos porque en ella prácticamente se  excluyen los temas propiamente de la defensa y a sus tradicionales ejecutores: las fuerzas armadas cuyos jefes de estado mayor no tienen silla en el Consejo de la Seguridad Nacional, ni siquiera, en este caso, detrás de su ministro de defensa, como antes la tenían de pleno derecho en el Consejo de la Defensa Nacional. Lo que a nuestro juicio confirma  todo lo que aquí se viene afirmando: la ESN es una estrategia de solo eso, de seguridad, pero no es una RED, no es una  estrategia propiamente de defensa que pueda justificar las a veces considerables, pero necesarias,   inversiones militares

Si la RED estuviese redactada como aquí se propone, a lo mejor el Ministerio de Asuntos Exteriores hubiera tenido razones suficientes para no negociar la suspensión de una escala de  reabastecimiento en Ceuta de la flota rusa, camino del Mediterráneo oriental, que, como en otras muchas ocasiones, estuvo previamente autorizada. Esta escala hubiera supuesto un claro beneficio para los intereses económicos de la ciudad. Atender a la petición del Consejo Atlántico que, por la realidad de lo acontecido vino a defender con gran urgencia y determinación los intereses británicos antes que  los españoles, no deja en una posición muy airosa a nuestros ministerios de Exteriores y Defensa. Todo ello agravado por una odiosa discriminación en virtud de la cual la OTAN considera a Gibraltar como territorio a defender y no así a los territorios españoles en el Norte de África. Por otra lado, contrasta mucho cómo el  Reino Unido  no se muestra nada  diligente con la defensa de los intereses españoles en Gibraltar cuando se refieren a la  entrada  en puerto de submarinos nucleares averiados, a la instalación de gasolineras flotantes, a entorpecer los trabajos de la Guardia Civil en su lucha contra del tráfico ilegal de tabaco y estupefacientes, o cuando se efectúan rellenos para ganar terreno al mar en una zona definida por la UE de protección medio ambiental, por poner solo simples  ejemplos de cómo se comporta nuestro aliado en una colonia que, además, no le pertenece. Y, para rematar los despropósitos, parece ser que Trump comparte con sus más cercanos asesores de la Heritage Foundation la idea de  que,  para los intereses de los EEUU,  es mejor que  Gibraltar se conserve en manos británicas en lugar de un eventual traspaso de la colonia   a manos españolas. Y, si este es el trato que recibimos de nuestro principal aliado en la OTAN,  podrá comprenderse con facilidad la desolación, el desánimo y la tristeza que consideraciones  como ésta producen en el alma de la mayoría de  los españoles que no solo desean recuperar cuanto antes su integridad territorial si no que hubieran deseado, además, que esta se produjese como resultado de  una plena  coincidencia de los intereses de España y de los EEUU  en el seno de la Alianza Atlántica a la que ambas naciones pertenecen.

Por tanto, y  para finalizar, solo decir que España debe de tener personalidad estratégica suficiente para poder defender sus propios intereses,  incluso ante sus propios aliados,  para no verse obligada  a defender con innecesario seguidismo los intereses de otros. Esa sería sin duda la mejor contribución a una defensa europea verdaderamente común y compartida.

Aurelio Fernández Diz

CN (R)

Foro de Pensamiento Naval.

Contestación del Almirante Tafalla a nuestro artículo “CULTURA IN-DEFENSA”

museo-de-la-marina-en-viso-del-marques-jpg_369272544Querido equipo de redacción, queridos compañeros,

Gracias por vuestra preocupación por el estado de los archivos de la Armada. Tenéis razón, están mal. No solo el del Viso sino también los otros situados en las Bases principales.

Pero lo que ha pasado en el Viso del Marques es que la archivera allí destinada –tras 18 años de servicio- ha solicitado cambio de destino y nuestro Ministerio no ha conseguido que nadie con la titulación y grado adecuado haya sido destinado allí. No es pues un problema económico sino esencialmente administrativo derivado de donde el Marqués de Santa Cruz se hizo un Palacio (=donde pudo y donde quiso).

Teniendo en cuenta que el Viso está situado en Castilla La Mancha  y que todo el nuevo equipo dirigente del MD –incluido el Subsecretario naturalmente- procede de tan entrañable región, es de esperar que la presión sobre el Ministerio de Administraciones Publicas aumente en el futuro y rinda fruto.

Un abrazo

Ángel Tafalla

Almirante ( r )